El propósito de los tratamientos de glaucoma para disminuir presión intraocular tanto médicos como quirúrgicos tienen el propósito de retardar o detener daño del nervio óptico. Los diferentes tipos de glaucoma requieren diferentes tratamientos para evitar mayores daños a las estructuras del ojo. Al comienzo del tratamiento, el especialista recomienda un medicamento o una combinación de medicamentos para la afección específica. Las terapias pueden incluir:

  • Gotas para los ojos (o una combinación de gotas para los ojos y las píldoras) para reducir la presión intraocular. Varias clases diferentes de medicamentos para el glaucoma están disponibles para proporcionar una reducción de la presión.  Estos medicamentos trabajan ya sea reduciendo la velocidad a la cual los líquidos fluyen en el ojo o aumentar el flujo de salida de fluido en el ojo.

¿CUÁNDO OPERAR EL GLAUCOMA?

  • — Cuando las gotas no son suficientes.
  • — Efectos adversos, incapacidad física o mental.
  • — Pérdida de  visión  rápida.
  • — Ángulo estrecho.

 

“Balance entre los riesgos y beneficios de la cirugía y las expectativas de vida del Paciente”

[column size=”1-2″][media url=”http://www.youtube.com/watch?v=oOV78FROxUU” width=”300″ height=”220″][/column]
[column size=”1-2″ last=”1″]

  1. La trabeculectomia o cirugía filtrante es una alternativa reservada para cuando fallan los medicamentos o gotas para glaucoma y los tratamientos láser.

En la trabeculectomia crea quirúrgicamente una nueva vía para que salga el humor acuoso y se disminuya la tensión en el interior del ojo.  El fluido que sale a través de este canal se almacena en una burbuja creada artificialmente con la conjuntiva del paciente que se denomina ampolla filtrante.  Finalmente el humor acuoso es absorbido por los vasos de la conjuntiva.
[/column]

–          Para los casos más avanzados, un implante de drenaje artificial para el glaucoma puede ayudar a disminuir la presión. El implante ayuda a drenar el exceso de líquido, que luego es absorbida por el cuerpo.

La cirugía para crear un nuevo pasaje de drenaje de líquido. La cirugía se reserva para los casos que no pueden ser controladas por la medicación y después del tratamiento con láser adecuado.

—  La cirugía no CURA el glaucoma, ayuda a controlarlo.

—  Cada paciente es único e individual.

—  No es un procedimiento inocuo, tiene riesgos y complicaciones.

—  La cirugía no produce ceguera, el glaucoma SI.

—  El objetivo es mejorar su calidad vida.